Dichos del Profeta Muhammad,
la Paz y las Bendiciones sean con él


Traducción del árabe de AbdurRahman Zakaría Maza

De Abu Huraira, Allah esté complacido con él, que dijo el Profeta, Allah le bendiga y le de paz:

"Verdaderamente el Din es facilidad. No puede
haber nadie que lo haga todo perfecto. Pues, si hace
algo de forma completa, habrá otra cosa que la haga
de forma incompleta.
Haced las acciones correctas sin exagerar. Haced el
bien y contentaos unos a otros.
Y pedid la ayuda de Allah en vuestra oración al
amanecer, al atardecer y en la última parte de la
noche."




De Abdullah Ben Masúd, Allah esté complacido con él, que dijo el Profeta, Allah le bendiga y le de paz

"Perezcan los extremistas (tres veces)."*

* Es decir, los exagerados en la adoración, sin que haya lugar para su exageración.



Lo relató Muslim.




De Abu Wail, hermano uterino de Ben Sálama, se transmitió que dijo:

"Ben Masúd, Allah esté complacido con él, solía recordarnos nuestras
obligaciones, es decir las leyes de la sharía, una vez cada jueves. Y le dijo un
hombre:’¡Oh Abu Abdurrahman! Me gusta que nos las recuerdes cada día.’
Y dijo:’Sin embargo, me impide hacerlo el hecho de que deteste aburriros. Y
ciertamente yo os tomo el compromiso con vuestras obligaciones, por medio de
la exhortación como solía hacerlo el Mensajero de Allah, sobre él la paz y las
bendiciones de Allah, temiendo aburriros’."


Lo relataron Al Bujari y Muslim.




De Abdullah ben Amri ben Al As, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, sobre él
la paz y las bendiciones:

"Hay cuatro propiedades que convierten a quien las posee en un puro hipócrita.
Y quien tenga una de ellas, tiene una característica de la hipocresía, mientras no
la deje. Y son:
Si se confía en él, traiciona.
Cuando habla, miente.
Cuando pacta, no cumple.
Y si porfía, trae pruebas falsas y miente."


Lo relataron Al Bujari y Muslim

Y en otro relato:

"Aunque ayune, rece y diga que es musulmán".




De Abu Umára Al Bará ben Azih, Allah esté complacido con los dos, que dijo:

"Nos ordenó el Profeta, Allah le bendiga y le dé paz, hacer siete cosas:
‘Visitar al enfermo; ir al entierro del difunto musulmán; pedir por el que
estornuda; socorrer al débil; ayudar al oprimido; prodigar el saludo y hacer
valer el juramento de otro." *

* Es el caso, por ejemplo, si alguien dice:¡Por Allah! que tienes que aceptar mi regalo.
Como el hombre ha jurado, tomas el regalo para que no falte a su juramento.



Lo relataron Al Bujari y Muslim.




De Abu Huraira, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le bendiga y le dé paz:

"Dijo Allah, Poderoso y Majestuoso: ‘Toda práctica del hijo de Adán es para él,
excepto el ayuno que es para Mí y yo recompenso por él.’
El ayuno es protección. Y si alguno de vosotros está ayunando que no diga
obscenidades ni grite o alborote. Y si alguno es insultado o dañado que diga:
‘¡Estoy ayunando!’¡
Por Aquel que tiene el alma de Muhammad cogida de su mano que el aliento de
la boca del ayunante es mejor ante Allah que el olor del almizcle!
El ayunante tiene dos momentos de gran alegría: el momento de romper el
ayuno y cuando llegue al encuentro con su Señor, se alegrará de haber
ayunado."


Lo relataron Al Bujari y Muslim.




Se transmitió de Abu Huraira, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le
bendiga y le dé paz:

"¿Sabéis lo que es la murmuración?
Dijeron:’¡Allah y su Mensajero saben más!’
Dijo:’Es mencionar de tu hermano aquello que
detesta que se sepa.’
Le dijeron:’¿Y si lo que digo está, realmente,
en mi hermano?’
Dijo:’Si está en él lo que dices, has murmurado
de él. Y si no está en él lo que dices le has
calumniado’."

Se transmitió de Abu Dardá, Allah esté complacido con él, que dijo el Profeta, Allah le bendiga y le dé
paz:

"En el día del Juicio, Allah impedirá que el Fuego llegue al rostro de aquel que
defienda el honor de su hermano."


(At Tirmidi.(Hadiz Hasan)




Se transmitió de Abu Dardá, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le bendiga
y le dé paz:

"Cuando el siervo de Allah maldice algo, sube la maldición al cielo y se cierran
sus puertas ante ella. Después desciende a la Tierra y sus puertas también se
cierran ante ella. Después coge a derecha e izquierda y si la maldición no
encuentra camino, va al que ha sido maldecido, si es que se la merece, y si no,
vuelve al que la ha dicho."


Lo relató Abu Daud




Se transmitió de Anas, Allah esté complacido con él, que dijo el Profeta, Allah le bendiga y le dé paz:

"¡No os odiéis ni os envidiéis; no os déis la espalda ni cortéis vuestras
relaciones. Y sed, siervos de Allah, hermanos!
Y no le está permitido al musulmán dejar a su hermano aislado más de tres
dias."


Lo relataron Al Bujari y Muslim.




Se transmitió de Abu Dhar, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le bendiga y
le dé paz:

"Habrá tres clases de personas a las que Allah no hablará en el día del Juicio. No
los mirará, ni los purificará y tendrán un castigo doloroso".
Esto lo repitió el Mensajero de Allah (s) tres veces.
Y dijo Abu Dhar:
‘¡Desgraciados y perdidos están! ¿Pero quiénes son, Mensajero de Allah?’
Dijo:’Aquel que arrastra su capa o túnica por el suelo con soberbia; el que da
algo para luego echarlo en cara; y aquel que trata de vender sus mercancías
mintiendo y jurando en falso.’"


Lo relató Muslim




Se transmitió de Abu Ayub, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le bendiga
y le dé paz:

"No le está permitido al musulmán separarse de su hermano e interrumpir sus
relaciones más de tres noches: y cuando se encuentren, que cada uno de la cara
al otro. Y el mejor de los dos será el que comience con el saludo."


Lo relataron Al Bujari y Muslim.




Se transmitió de Abu Huraira, Allah esté complacido con él, que dijo el Mensajero de Allah, Él le
bendiga y le dé paz:

"Tened cuidado con las conjeturas y las sospechas infundadas, ya que son las más
infames de las conversaciones; no vayáis en pos de los defectos de los demás ni
atisbéis sus desnudeces; no espiéis ni porfiéis sin derecho; no os envidiéis ni os
odiéis ni os déis la espalda.¡
Sed, siervos de Allah, hermanos como Él os ha ordenado!
El musulmán es hermano de otro musulmán: ni lo oprime, ni lo abandona, ni lo
desprecia.
Y el temor de Allah esta aquí, y el temor de Allah está aquí (señalando a su
corazón).
Bastante maldad tendría la persona que despreciara a su hermano musulmán.
Todo musulmán es sagrado para otro: su sangre, su honor y su riqueza.
Verdaderamente, Allah no mira a vuestros cuerpos, a vuestras caras o a vuestros
trabajos. Sin embargo, si mira a vuestros corazones."


Lo relataron Al Bujari y Muslim.